Información de la revista
Vol. 103. Núm. 3.
Páginas 192-197 (Abril 2012)
Compartir
Compartir
Descargar PDF
Más opciones de artículo
Visitas
...
Vol. 103. Núm. 3.
Páginas 192-197 (Abril 2012)
Dermatología práctica
DOI: 10.1016/j.ad.2011.06.005
Acceso a texto completo
Productos de higiene y antisepsia de manos: su empleo y relación con el eccema de manos en los profesionales sanitarios
Products for Hand Hygiene and Antisepsis: Use by Health Professionals and Relationship With Hand Eczema
Visitas
...
A. Batalla??
Autor para correspondencia
anacebey@yahoo.es

Autor para correspondencia.
, I. García-Doval, C. de la Torre
Servicio de Dermatología, Complejo Hospitalario de Pontevedra, Pontevedra, España
Información del artículo
Resumen
Texto completo
Bibliografía
Descargar PDF
Estadísticas
Figuras (1)
Tablas (3)
Tabla 1. Modo de empleo de los productos de base alcohólica
Tabla 2. Indicaciones de los distintos tipos de higiene de manos
Tabla 3. Recomendaciones para la realización de la higiene de manos hospitalaria
Mostrar másMostrar menos
Resumen

La higiene de manos es la medida más importante para la prevención de la infección nosocomial. Describimos los diferentes productos para la higiene y antisepsia de las manos y su modo de empleo en la práctica clínica habitual. Los productos de higiene de manos, sobre todo jabones y detergentes, son causa de dermatitis irritativa en los profesionales sanitarios. Esta irritación cutánea que producen es uno de los principales motivos que llevan a su escaso empleo. Los productos de base alcohólica presentan mejor tolerancia dérmica y son menos irritantes que el lavado con agua y jabón, por lo que la irritación no debe ser un factor limitante para la utilización de dichos productos de base alcohólica, que deben recomendarse en mayor medida que el lavado con agua y jabón. Los programas educacionales de información y formación continuada podrían aumentar su utilización.

Palabras clave:
Alcohol
Dermatitis irritativa
Dermatitis ocupacional
Antisepsia de las manos
Lavado de manos
Abstract

Hand hygiene is the most important measure for the prevention of nosocomial infection. We describe the different products available for hygiene and antisepsis of the hands and the use of these products in daily practice. Hand hygiene products such as soaps and detergents are a cause of irritant dermatitis in health professionals. This irritation is one of the principal factors affecting their use in clinical practice. Alcohol-based products are better tolerated and less irritant than soap and water; irritation should not therefore be a limiting factor in the use of these products and they are to be recommended in place of soap and water. Informative and continued education programs could increase their use.

Keywords:
Alcohol
Irritant dermatitis
Occupational dermatitis
Hand antisepsis
Handwashing
Texto completo
Introducción

Las manos del personal sanitario actúan como vectores de transmisión de microorganismos, siendo uno de los principales mecanismos de transmisión de la infección nosocomial1–3. La higiene de manos es la medida más importante para la prevención de la infección nosocomial y uno de los pilares básicos de los programas de prevención y control de las infecciones hospitalarias, pues su uso correcto puede reducir hasta un 40% la tasa de transmisión de infecciones nosocomiales1,3–7. Sin embargo, este procedimiento no tiene el grado necesario de adherencia por parte del personal sanitario. Entre las diversas razones como la falta de tiempo o el desconocimiento de las recomendaciones, la irritación cutánea producida por los productos de higiene es uno de los motivos por los que la higiene de manos se realiza en menos de la mitad de las ocasiones en las que estaría indicada2–4,6.

Describimos a continuación los diferentes productos para la realización de la higiene de manos, su modo de empleo en la práctica clínica habitual, y su relación con el eccema de manos en los profesionales sanitarios.

Productos disponibles para la higiene y antisepsia de las manos, y su modo de empleoProductos para la higiene de manos

Los productos para la higiene de manos más frecuentemente utilizados pueden clasificarse en las tres siguientes categorías:

  • a)

    Soluciones hidroalcohólicas. Están compuestas por alcohol como antiséptico (los más comúnmente utilizados son el etanol, n-propanol, isopropol), tensoactivos con acciones humidificante, emulsionante y espumante, y emolientes o dermoprotectores que protegen la desecación de la piel4,8,9.

  • b)

    Geles de base alcohólica. Se trata de antisépticos de base alcohólica formulados en gel. Son muy similares en composición a los líquidos. Contienen alcohol en un 60-75%. El etanol es el alcohol más comúnmente usado, aunque también se utiliza en combinación con 1 o 2-propanol. La consistencia diferente a los líquidos se consigue mediante un sistema de gelificación o engrosamiento que aumenta su viscosidad. Con este sistema se consigue que el producto no penetre en la piel después de su aplicación continua en las manos y que éstas queden recubiertas por una capa húmeda de sales de aminas de ácido poliacrílico10.

  • c)

    Jabones antisépticos. Los ingredientes activos suelen ser la clorhexidina y el triclosan1. Otros componentes pueden ser el cloroxilenol, hexaclorofeno, yoduros como la povidona yodada, o compuestos del amonio cuaternario11.

Poder antimicrobiano de los productos para la higiene de manos

Cada uno de los distintos grupos de productos para la higiene de manos presenta diferente poder antimicrobiano:

  • a)

    Soluciones hidroalcohólicas. Los alcoholes como etanol, 1 y 2-propanol tienen un espectro amplio de actividad antimicrobiana. Son bactericidas, viricidas, micobactericidas y fungicidas, pero prácticamente no tienen actividad esporicida. Además, los alcoholes se caracterizan por su rapidez de acción (entre 20 y 30 segundos) y son más eficaces a la hora de disminuir la colonización de la piel que el lavado con agua y jabón1,3,4,6,8,9,12,13. Estas soluciones hidroalcohólicas son también válidas para la antisepsia prequirúrgica, en la que consiguen una eficacia inmediata similar a la de los jabones/detergentes, pero con un efecto más duradero5,9,14. Las guías del Centre for Disease Control and Prevention y de la Organización Mundial de la Salud recomiendan claramente el empleo de soluciones hidroalcohólicas para la antisepsia de las manos8,11,13,15.

  • b)

    Geles de base alcohólica. En la literatura revisada se indica que la mayoría de los geles de base alcohólica comercializados presentan una actividad antimicrobiana significativamente menor que las soluciones hidroalcohólicas1,5. Sin embargo, en la actualidad existen geles de base alcohólica que cumplen la Normativa Europea (EN 1500) estándar para la higiene de manos en una aplicación durante 30 segundos. Los geles de base alcohólica con igual espectro de actividad antimicrobiana que las soluciones hidroalcohólicas serían también aptos y eficaces para su uso hospitalario1,16.

  • c)

    Jabones antisépticos. La clorhexidina o el triclosan tienen un espectro antimicrobiano menor que las soluciones hidroalcohólicas, así como un modo de actuación más lento1. Dentro de los diferentes antisépticos, diversos estudios comparativos han demostrado la superioridad de la clorhexidina frente a la povidona yodada, ya que presenta una mayor rapidez de acción y mayor actividad antimicrobiana residual17.

De manera práctica en este artículo nos referiremos a las soluciones hidroalcohólicas y geles de base alcohólica como «productos de base alcohólica», con la consideración de que los geles de base alcohólica empleados tengan, al menos, igual poder antimicrobiano que las soluciones.

La higiene de manos en la práctica clínica diaria

Existen tres tipos de higiene de manos1,4,15:

  • a)

    Lavado social o lavado higiénico, con agua y jabón neutro convencional. Este lavado tiene una menor capacidad para eliminar algunos microorganismos, incluso después de varios lavados.

  • b)

    Lavado con agua y jabón antiséptico. Elimina suciedad, materia orgánica, flora transitoria y parte de la flora residente, con cierta actividad antimicrobiana residual.

  • c)

    Antisepsia con productos de base alcohólica mediante fricción o frotamiento de las manos. Previamente a su empleo, las manos no deben mostrar suciedad aparente y debe realizarse el frotamiento de las manos hasta el completo secado de las mismas. Se requiere una adecuada técnica de aplicación para que se extienda por toda la superficie de las manos y no se comprometa su eficacia. El correcto modo de empleo se muestra en la tabla 14.

    Tabla 1.

    Modo de empleo de los productos de base alcohólica

    Productos de base alcohólica: modo de empleo 
    1. Aplicar 3ml mediante el dosificador y friccionar durante 20-30 segundos. 
    2. Frotar las muñecas y palma con palma. 
    3. Friccionar la palma de una mano con el dorso de la mano contralateral. 
    4. Friccionar ambas palmas con los dedos entrelazados. 
    5. Friccionar el dorso de los dedos contra la palma opuesta. 
    6. Friccionar por rotación el pulgar izquierdo dentro de la palma derecha y viceversa. 
    7. Friccionar con rotaciones las yemas de los dedos unidos sobre la palma de la mano opuesta y viceversa. 

    Fuente: tomado de Delgado-Gil JA, et al.4 y WHO Guidelines on Hand Hygiene in Health Care11.

Las indicaciones para el empleo de los distintos tipos de higiene de manos se muestran en la tabla 21,2,4,10,15,18,19.

Tabla 2.

Indicaciones de los distintos tipos de higiene de manos

Antisepsia con productos de base alcohólica*  Utilización en los siguientes «cinco momentos»:1. Antes del contacto con el paciente2. Antes de un procedimiento limpio o aséptico sobre el paciente3. Después de una actividad con riesgo de exposición a fluidos corporales del paciente4. Después del contacto con el paciente5. Después del contacto con el material del entorno del paciente 
Lavado social (agua y jabón convencional)  En medio hospitalario:- Cuando las manos están visiblemente contaminadas con material orgánico- Antes de comer- Después de ir al baño 
Lavado con agua y jabón antiséptico  Preparación prequirúrgica* 

Fuente: tomado de Kampf G1; Molina-Cabrillana J, et al.2; Delgado-Gil JA, et al.4; Pietsch H10; Boyce JM, et al.15; Pedersen LK, et al.18 y Kampf G, et al.19.

*

Los productos de base alcohólica son también válidos para la antisepsia prequirúrgica5,9,14 (la denominación de «productos de base alcohólica» incluye soluciones hidroalcohólicas y geles de base alcohólica siempre que estos últimos tengan igual actividad antimicrobiana que las soluciones).

Las instrucciones de uso de los productos de higiene de manos se muestran en la tabla 31,11,13,19.

Tabla 3.

Recomendaciones para la realización de la higiene de manos hospitalaria

Lavado con agua y jabón convencional  Antisepsia con productos de base alcohólica 
• Utilización de jabón suave no alcalino.• Agua fría.• Duración suficientemente larga para eliminar la suciedad visible, y al mismo tiempo, lo más corta posible: aproximadamente 40 o 60 segundos.• El jabón residual debe eliminarse completamente.• No deben usarse cepillos*• Solo deben aplicarse sobre piel limpia y seca.• Deben frotarse en la piel hasta que la piel esté seca: aproximadamente 20 o 30 segundos.• Las manos no se deben lavar inmediatamente después. 
Las cremas deben utilizarse entre los procedimientos de higiene, especialmente al final el turno de trabajo.

Fuente: tomado de Kampf G1; WHO Guidelines on Hand Hygiene in Health Care11; Kampf G, et al.13,19.

*

El uso de cepillos sí es apto para la antisepsia prequirúrgica15.

Otros aspectos importantes a tener en cuenta en la higiene de manos se exponen a continuación.

  • 1.

    No debe utilizarse agua caliente para el lavado de manos4,19.

  • 2.

    Como ya se ha indicado anteriormente, no deben secarse las manos después de la aplicación de los productos de base alcohólica (dejar que se evaporen por sí mismos)4.

  • 3.

    El uso de los productos de base alcohólica excluye el lavado de manos. No se deben lavar las manos antes ni después de aplicar los productos de base alcohólica4,11,13. El lavado antes de la antisepsia predispone a reacciones tóxicas, elimina la capa grasa de la piel, aumenta la irritación cutánea y la sequedad, y puede disminuir la eficacia bactericida13,20. El lavado con agua y jabón después, además de eliminar la capa grasa, elimina también los emolientes que están en los productos de base alcohólica y favorece la aparición de dermatitis4,13.

  • 4.

    No se deben utilizar productos de base alcohólica sobre heridas, ya que pueden dañar los tejidos4.

  • 5.

    Antes de comer y después de usar el baño, debe hacerse lavado de manos, no basta con el uso de los productos de base alcohólica4.

  • 6.

    La utilización de guantes no excluye ni sustituye la higiene de manos, si no que éstos solo deben ponerse cuando sean necesarios. Las manos deben estar siempre secas antes de ponerse guantes, pues las manos húmedas aumentan la capacidad de irritación y la tasa de perforación del guante4,19.

  • 7.

    Desde el punto de vista de la colonización microbiana y la transmisión de infecciones hospitalarias, es también importante tener en cuenta que los anillos y pulseras son fácilmente colonizables; que es necesaria la utilización de guantes si se entra en contacto con membranas mucosas o piel no intacta, y que nunca debe utilizarse el mismo par de guantes con distintos pacientes, ni con el mismo paciente si hay que desplazarse desde una parte de su cuerpo contaminada a otra que no lo está4.

El eccema de manos en los profesionales sanitariosProductos de higiene de manos e irritación cutánea

El uso frecuente y repetido de productos de higiene de manos, sobre todo jabones y otros detergentes, es la causa principal de la dermatitis irritativa de contacto (DIC) entre los trabajadores sanitarios. Estos productos dañan la piel debido a la desnaturalización de las proteínas del estrato córneo, cambios en los lípidos intercelulares, y disminución de la cohesión de los corneocitos y de la capacidad ligadora del agua del estrato córneo11. Como consecuencia, aparecen cambios en la flora de las manos que favorecen la colonización transitoria con más facilidad. El daño puede exacerbarse si se usa agua caliente, si no se utilizan cremas de manos y si las toallas de papel para secarse son de mala calidad4,11.

Los alcoholes se consideran entre los antisépticos más seguros y sin prácticamente efecto irritante20,21. La tolerancia dérmica no difiere entre la piel de pacientes atópicos y no atópicos e incluso en la piel pre-irritada, la potencia irritante es muy baja13,14,21. Este bajo potencial irritante de los alcoholes comúnmente utilizados, así como su mejor tolerancia con respecto a jabones y detergentes, han sido demostrados mediante patch test y mediciones de bioingeniería como la pérdida de agua transepidérmica (TEWL: transepidermal water loss) (parámetro de disrupción de la barrera cutánea) y la corneometría (parámetro de hidratación cutánea)6,8,11–14,21,22. Se ha observado que no se produce aumento de la disrupción de la barrera cutánea ni eritema tras la aplicación de patch test con 1-propanol, 2-propanol y etanol; aunque se encuentra una ligera disminución de los valores corneométricos, indicando pérdida de la hidratación de la piel20,21. Este efecto secante del alcohol puede ser reducido o eliminado por emolientes como la glicerina. La incorporación indispensable de emolientes confiere a estas preparaciones propiedades hidratantes, a pesar de la presencia de considerables cantidades de alcohol5,22.

El riesgo de sensibilización al alcohol es bajo incluso en grupos de riesgo, como los profesionales sanitarios12,14,21. La alergia de contacto a los alcoholes en la piel es muy rara y solo se han comunicado esporádicamente casos de hipersensibilidad tipo IV al etanol, 1-propanol y 2-propanol11,12. También se han descrito casos de urticaria de contacto y reacciones anafilactoides. Pero los productos alcohólicos comercializados no suelen ser puros, siendo las impurezas y contaminantes los responsables de la mayoría de las reacciones cutáneas positivas11.

¿Por qué la mayoría de los profesionales sanitarios creen que los productos de base alcohólica son irritantes fuertes y son la causa de su dermatitis?

Incluso a pesar de que los productos de base alcohólica se han promocionado como un procedimiento de antisepsia con buena eficiencia y tolerancia de la piel, y como un modo de aumentar la frecuencia de la correcta higiene de manos, estos productos han tenido una escasa aceptación12. Una razón es porque dichos productos inducen sensación de quemazón en la piel pre-irritada. En este caso el alcohol puede fácilmente penetrar en la piel a través de la barrera desestructurada, y estimular receptores que provocan esta sensación sin que ello induzca más irritación ni dañe la piel. Esto lleva a que cada vez más, en lugar de utilizar productos de base alcohólica con potencial irritante mínimo, se realice un lavado de manos, práctica que aunque no ocasiona molestias o sensación de irritación inmediatas, exacerbará la alteración de la barrera cutánea, entrándose en un círculo vicioso que provoca, a menudo, la dermatitis irritativa12–14,19–21. Esta irritación es interpretada por algunos usuarios como «alergia», lo que les lleva a consultar y a la realización de patch test, que resultan negativos12,13,19,21.

La sensación de quemazón después del uso de los productos de base alcohólica debe ser interpretada como un signo para detectar una barrera cutánea ya alterada y una inminente dermatitis de manos13,19–21.

Importancia del empleo de los productos de base alcohólica en la prevención del eccema de manos de los profesionales sanitarios

Para el dermatólogo es importante saber que los productos de base alcohólica no son la causa principal de la dermatitis de los profesionales sanitarios, y sí pueden ser un factor importante en la prevención y tratamiento del eccema de manos. Además, son una herramienta fundamental para el control de la infección hospitalaria, y los dermatólogos no deben contribuir de forma inadecuada a su empleo infrecuente.

Cuando el personal sanitario refiere molestias tras la aplicación de productos de base alcohólica se debe indicar el tratamiento de la dermatitis irritativa (en gran parte de las ocasiones dermatitis «subclínica») y la continuación del uso de productos de base alcohólica en las situaciones en las que estén indicados.

Diversos estudios han demostrado que no es suficiente el introducir productos de base alcohólica para reducir la prevalencia de dermatitis ocupacional y aumentar el seguimiento de las recomendaciones de la higiene de manos, sino que son también importantes los programas educacionales acerca de la irritación y los irritantes y las ventajas de los productos de base alcohólica sobre el lavado de manos 2,3,6,11–13,19,23–25.

Otras medidas importantes para aumentar la adherencia al empleo de productos de base alcohólica son la disponibilidad y facilidad de acceso a los mismos19, o la no introducción de estos productos durante el invierno, ya que en épocas de bajas temperaturas y humedades habrá mayor susceptibilidad para la sequedad, y los profesionales sanitarios pueden achacar estos cambios a los nuevos productos en lugar de a los factores ambientales12.

Según lo descrito en este artículo, se propone el siguiente algoritmo de actuación en la selección de productos de higiene de manos y en el manejo de la patología cutánea con la que estos productos se relacionan (fig. 1).

Figura 1.

Indicaciones para el empleo de los productos de higiene de manos y manejo terapéutico de la dermatitis de contacto. Se ejemplifica un modelo dinámico de progresión de la dermatitis hacia una mayor gravedad, si no se realiza el tratamiento adecuado (DAC: dermatitis aguda de contacto; DIC: dermatitis irritativa de contacto).

(0,53MB).
Conclusiones

Los productos de higiene de manos son esenciales para el control de la infección nosocomial. Sin embargo, estos productos, sobre todo los jabones y detergentes, son la causa principal de la DIC en los profesionales sanitarios4,11,17,20,23. Se recomiendan los productos de base alcohólica como procedimiento estándar para la higienización de manos, ya que su mejor tolerancia dérmica y bajo potencial irritante han sido demostrados, al igual que su mayor eficacia en la disminución de la carga bacteriana4,6,8,11,13,15,25. A pesar de la gran disponibilidad de los productos de base alcohólica en los centros de trabajo, la adherencia es baja5. Los dermatólogos tenemos un papel importante como usuarios y modelos del empleo de los productos de base alcohólica en nuestra actividad. Es importante que aconsejemos adecuadamente al personal sanitario que padece DIC, resaltando el escaso papel irritativo de estos productos.

Conflicto de intereses

Los autores declaran no tener ningún conflicto de intereses.

Agradecimientos

Agradecemos al Dr. Francisco Vázquez Vizoso por la revisión de este manuscrito.

Bibliografía
[1]
G. Kampf.
State-of-the-art hand hygiene in community medicine.
Int J Hyg Environ Health, 206 (2003), pp. 465-472
[2]
J. Molina-Cabrillana, E.E. Álvarez-León, P. García-de Carlos, I. López-Carrió.
Incrementar la adherencia a la higiene de manos en el hospital es posible.
Enferm Infecc Microbiol Clin, 26 (2008), pp. 119-120
[3]
P. Elola-Vicente, J. Aroca-Palencia, M.V. Huertas-Paredero, J. Díez-Sebastián, L. Rivas-Bellido, G. Martínez-Martínez, et al.
Programa de formación sobre la higiene de las manos. Estudio comparativo aleatorizado del lavado higiénico y el uso de soluciones alcohólicas.
Enferm Clin, 18 (2008), pp. 5-10
[4]
J.A. Delgado-Gil, A.R. Valenzuela-Fernández, E. Prado-Robles, G. Fernández-Díaz.
Higiene de manos de los fisioterapeutas: prevención de infecciones nosocomiales.
Fisioterapia, 31 (2009), pp. 24-31
[5]
A. Kramer, T. Bernig, G. Kampf.
Clinical double-blind trial on the dermal tolerance and user acceptability of six alcohol-based hand disinfectants for hygienic hand disinfection.
J Hosp Infect, 51 (2002), pp. 114-120
[6]
J. Sánchez-Payá, M.D. Galicia-García, R.M. Gracia-Rodríguez, C. García-González, M. Fuster-Pérez, N. López-Fresneña, et al.
Grado de cumplimiento y determinantes de las recomendaciones sobre la higiene de manos.
Enferm Infecc Microbiol Clin, 25 (2007), pp. 369-375
[7]
G. Kampf, H. Löffler, P. Gastmeier.
Hand hygiene for the prevention of nosocomial infections.
Dtsch Arztebl Int, 106 (2009), pp. 649-655
[8]
G. Kampf, M. Muscatiello.
Dermal tolerance of Sterillium, a propanol-based hand rub.
J Hosp Infect, 55 (2003), pp. 295-298
[9]
M. Suchomel, G. Gnant, M. Weinlich, M. Rotter.
Surgical hand disinfection using alcohol: the effects of alcohol type, mode and duration of application.
J Hosp Infect, 71 (2009), pp. 228-233
[10]
H. Pietsch.
Hand antiseptics: rubs versus scrubs, alcoholic solutions versus alcoholic gels.
J Hosp Infect, 48 Suppl (2001), pp. S33-S36
[11]
Boyce J, Chartier Y, Chraïti MN, Cookson B, Damani N, Dharan S, et al. WHO Guidelines on Hand Hygiene in Health Care. First Global Patient Safety Challenge. Clean Care is Safer Care. World Health Organization 2009. Switzerland. WHO Library Cataloguing-in-Publication Data; 2009.p. 54-113.
[12]
N. Stutz, D. Becker, U. Jappe, S.M. John, A. Ladwig, P. Spornraft-Ragaller, et al.
Nurses’ perceptions of the benefits and adverse effects of hand disinfection: alcohol-based hand rubs vs. hygienic handwashing: a multicentre questionnaire study with additional patch testing by the German Contact Dermatitis Research Group.
Br J Dermatol, 160 (2009), pp. 565-572
[13]
G. Kampf, H. Löffler.
Dermatological aspects of a successful introduction and continuation of alcohol-based hand rubs for hygienic hand disinfection.
J Hosp Infect, 55 (2003), pp. 1-7
[14]
A. Kramer, N. Hübner, H. Below, C.D. Heidecke, O. Assadian.
Improving adherence to surgical hand preparation.
J Hosp Infect, 70 (2008), pp. 35-43
[15]
J.M. Boyce, D. Pittet.
Guideline for Hand Hygiene in Health-Care Settings. Recommendations of the Healthcare Infection Control Practices Advisory Committee and the HICPAC/SHEA/APIC/IDSA Hand Hygiene Task Force. Society for Healthcare Epidemiology of America/Association for Professionals in Infection Control/Infectious Diseases Society of America.
MMWR Recomm Rep, 51 (2002), pp. 1-45
[16]
O. Traore, S. Hugonnet, J. Lübbe, W. Griffiths, D. Pittet.
Liquid versus gel handrub formulation: a prospective intervention study.
Crit Care, 11 (2007), pp. R52
[17]
V.J. Hassid.
Has the time come for plastic surgeons to move from povidone-iodine to chlorhexidine?.
Plast Reconstr Surg, 126 (2010), pp. 327-328
[18]
L.K. Pedersen, E. Held, J.D. Johansen, T. Agner.
Less skin irritation from alcohol-based disinfectant than from detergent used for hand disinfection.
Br J Dermatol, 153 (2005), pp. 1142-1146
[19]
G. Kampf, H. Löffler.
Prevention of irritant contact dermatitis among health care workers by using evidence-based hand hygiene practices: a review.
Ind Health, 45 (2007), pp. 645-652
[20]
H. Löffler, G. Kampf, D. Schmermund, H.I. Maibach.
How irritant is alcohol?.
Br J Dermatol, 157 (2007), pp. 74-81
[21]
H. Löffler, G. Kampf.
Hand disinfection: how irritant are alcohols?.
J Hosp Infect, 70 (2008), pp. S44-S48
[22]
E. Houben, K. De Paepe, V. Rogiers.
Skin condition associated with intensive use of alcoholic gels for hand disinfection: a combination of biophysical and sensorial data.
Contact Dermatitis, 54 (2006), pp. 261-267
[23]
L.K. Pedersen, E. Held, J.D. Johansen, T. Agner.
Short-term effects of alcohol-based disinfectant and detergent on skin irritation.
Contact Dermatitis, 52 (2005), pp. 82-87
[24]
T. Dierssen-Sotos, M. de la Cal-López, M. Navarro-Córdoba, H. Rebollo-Rodrigo, F.M. Antolín-Juárez, J. Llorca.
Factores asociados a la técnica correcta en la higiene de manos.
Med Clin (Barc), 135 (2010), pp. 592-595
[25]
T. Dierssen-Sotos, M. Robles-García, H. Rebollo-Rodrigo, F.M. Antolín-Juárez, M. de la Cal-López, M. Navarro-Córdoba, et al.
Impacto de una campaña de mejora de la higiene de manos sobre el consumo de soluciones hidroalcohólicas en un hospital de tercer nivel.
Gac Sanit, 24 (2010), pp. 358-360
Copyright © 2011. Elsevier España, S.L. and AEDV
Idiomas
Actas Dermo-Sifiliográficas

Suscríbase a la newsletter

Opciones de artículo
    NOTICE Undefined index: tipo (includes_ws_v2/librerias/html/item.php[1273])
    NOTICE Undefined index: tipo (includes_ws_v2/librerias/html/item.php[1273])
    NOTICE Undefined index: tipo (includes_ws_v2/librerias/html/item.php[1273])
    NOTICE Undefined index: tipo (includes_ws_v2/librerias/html/item.php[1273])
  • Material adicional
Herramientas
NOTICE Undefined index: tipo (includes_ws_v2/librerias/html/item.php[1273])
NOTICE Undefined index: tipo (includes_ws_v2/librerias/html/item.php[1273])
NOTICE Undefined index: tipo (includes_ws_v2/librerias/html/item.php[1273])
NOTICE Undefined index: tipo (includes_ws_v2/librerias/html/item.php[1273])
Material suplementario
es en

¿Es usted profesional sanitario apto para prescribir o dispensar medicamentos?

Are you a health professional able to prescribe or dispense drugs?

es en
Política de cookies Cookies policy
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí. To improve our services and products, we use "cookies" (own or third parties authorized) to show advertising related to client preferences through the analyses of navigation customer behavior. Continuing navigation will be considered as acceptance of this use. You can change the settings or obtain more information by clicking here.