Información de la revista
Vol. 100. Núm. 7.
Páginas 621-622 (Septiembre 2009)
Cartas científico-clínicas
DOI: 10.1016/S0001-7310(09)71915-5
Acceso a texto completo
Carcinoma epidermoide sobre queratosis seborreica
Visitas
...
L. Carneroa,
Autor para correspondencia
LUCIA.CARNEROGONZALEZ@osakidetza.net

Lucía Carnero González. Servicio de Dermatología. Hospital Santiago Apóstol. C/ Olaguíbel, 29. 01004. Vitoria. Álava. España.
, R. Soloetaa, N. Arbideb, R. González-Péreza
a Servicio de Dermatología. Hospital Santiago Apóstol. Vitoria. Álava. España
b Servicio de Anatomía Patológica. Hospital Santiago Apóstol. Vitoria. Álava. España
Información del artículo
Texto completo
Descargar PDF
Estadísticas
Figuras (3)
Mostrar másMostrar menos
Texto completo

Sr. Director:

La queratosis seborreica es uno de los tumores epidérmicos benignos más frecuentes que encontramos en nuestra práctica clínica. Aunque la asociación entre queratosis seborreica y otros tumores cutáneos ha sido descrita desde 1932, su transformación maligna es excepcional, habiéndose publicado menos de 20 casos. Presentamos el caso de una paciente con una queratosis seborreica que se transformó en un carcinoma epidermoide invasivo.

Se trata de una mujer de 94 años de edad, que acudió a nuestra consulta por una tumoración en el abdomen de 30 años de evolución, que en los últimos meses había aumentado de tamaño produciéndole dolor y sangrado. A la exploración se observaba una queratosis seborreica de 12cm, sobre la cual crecían varias tumoraciones mamelonadas sangrantes (fig. 1). Se realizó una extirpación completa de la lesión más cierre por planos y sutura directa bajo anestesia local. El examen microscópico reveló varios patrones histológicos dentro de la misma lesión (figs. 2 y 3), observándose imágenes características de queratosis seborreica ulcerada junto a zonas de transición entre queratosis seborreica y enfermedad de Bowen, así como áreas donde la enfermedad de Bowen infiltraba la dermis (carcinoma epidermoide infiltrante). El diagnóstico histológico fue de carcinoma epidermoide infiltrante sobre queratosis seborreica. El genotipado para papilomavirus humano (VPH) fue positivo en uno de los 4 bloques enviados para la cepa 59. La paciente lleva un año de seguimiento en nuestras consultas y se encuentra libre de enfermedad.

Figura 1.

Carcinoma epidermoide sobre queratosis seborreica.

(0,18MB).
Figura 2.

En la mitad derecha de la imagen se observa una queratosis seborreica con acantosis, puentes intraepidérmicos y transición a enfermedad de Bowen, con desorganización de queratinocitos y zonas de disqueratosis (hematoxilina-eosina, ×10).

(0,29MB).
Figura 3.

Infiltración dérmica por carcinoma epidermoide con células epiteliales atípicas, hipercromáticas y con mitosis (hematoxilina-eosina, ×20).

(0,24MB).

Las queratosis seborreicas raramente se asocian a otras neoplasias cutáneas como carcinomas basocelulares, espinocelulares, enfermedad de Bowen, queratoacantomas y melanomas, y en estos casos lo más frecuente es que la lesión se encuentre adyacente o contigua a ellas2, 3. Por otro lado, la degeneración maligna de una queratosis seborreica es excepcional 4, y cuando ocurre lo hace generalmente como enfermedad de Bowen y carcinoma espinocelular5, 6, siendo la incidencia mayor en varones con lesiones de larga evolución localizadas en la cabeza, el cuello y otras áreas fotoexpuestas7.

El mecanismo molecular de esta transformación no está claro. Diversas teorías involucran las proteínas encargadas de la regulación del ciclo celular, cuya alteración provocaría la aparición de otros tumores. También se han implicado el antígeno carcinoembrionario8, la hormona del crecimiento 9 y las proteínas p63, bcl-2 y bcl-6 en su etiopatogenia10, 11. Además, por todos es conocido el papel del VPH en la aparición de carcinomas epidermoides. En nuestro caso se detectó la cepa 59 en uno de los bloques enviados. Se trata de una cepa de alto riesgo oncogénico, aunque la concentración viral en la muestra fue muy baja.

Como conclusión, cabe señalar que un rápido crecimiento o transformación de una queratosis seborreica puede ser un signo de desarrollo de un carcinoma epidermoide. En estos casos se recomienda una adecuada y completa extirpación de la lesión.

Conflicto de intereses

Declaramos no tener ningún conflicto de intereses.

Bibliografía
[1.]
K. Sibley.
Seborreic verrucae and multiple basal-celled epithelioma.
Proc R Soc Med, 25 (1932), pp. 670
[2.]
Y. Vun, B. De’Ambosis, L. Spelman, J.B. Muir, S. Yong-Gee, G. Wagner, et al.
Seborrhoeic keratosis and malignancy: collision tumour or malignant transformation?.
Austral J Dermatol, 47 (2006), pp. 106-108
[3.]
V. Alegre, J. Pujol, A. Calatayud, M. Evole.
Queratosis seborreica y carcinoma epidermoide infiltrante.
Actas Dermosifiliogr, 80 (1989), pp. 621
[4.]
C. Díaz-Cascajo, M. Reichel, J.L. Sánchez.
Malignant neoplasms associated with seborrheic keratoses.
Am J Dermatopat, 18 (1996), pp. 278-282
[5.]
P. Sharma, D.P. Sarma, E. Adickes.
Seborrheic keratosis with in-situ squamous cell carcinoma changes.
Dermatol Online J, 12 (2006), pp. 19
[6.]
P.J. Anderson, J.A. Zuck, M.R. Path, G.S. Rao, F.R. Berry.
Squamous cell carcinoma arising within seborreic keratosis.
Plast Reconstr Surg, 102 (1998), pp. 453-455
[7.]
J.C. Maize, R.L. Snider.
Nonmelanoma skin cancers in association with seborreic keratoses.
Dermatol Surg, 21 (1995), pp. 960-962
[8.]
K. Egawa, Y. Honda, T. Ono, M. Kuroki.
Immunohistochemical demonstration of carcinoembryonic antigen and related antigens in various cutaneous keratinous neoplasms and verruca vulgaris.
Br J Dermatol, 139 (1998), pp. 178-185
[9.]
M. Ginarte, T. García-Caballero, V. Fernández-Redondo, A. Beiras, J. Toribio.
Expression of growth hormone receptor in-benigns and malignant cutaneous proliferative entities.
J Cutan Pathol, 27 (2000), pp. 276-282
[10.]
K. Nakagawa, K. Yamamura, S. Maeda, M. Ichihashi.
bcl-2 expression in epidermal keratinocytic diseases.
Cancer, 74 (1994), pp. 1720-1724
[11.]
D. Wrone, S. Yoo, L.K. Chipps, R.L. Moy.
The expression of p63 in actinic keratoses, seborrheic keratosis, and cutaneous squamous cell carcinomas.
Dermatol Surg, 30 (2004), pp. 1299-1302
Copyright © 2009. Academia Española de Dermatología y Venereología
Idiomas
Actas Dermo-Sifiliográficas

Suscríbase a la newsletter

Opciones de artículo
    NOTICE Undefined index: tipo (includes_ws_v2/librerias/html/item.php[1273])
    NOTICE Undefined index: tipo (includes_ws_v2/librerias/html/item.php[1273])
    NOTICE Undefined index: tipo (includes_ws_v2/librerias/html/item.php[1273])
    NOTICE Undefined index: tipo (includes_ws_v2/librerias/html/item.php[1273])
  • Material adicional
Herramientas
NOTICE Undefined index: tipo (includes_ws_v2/librerias/html/item.php[1273])
NOTICE Undefined index: tipo (includes_ws_v2/librerias/html/item.php[1273])
NOTICE Undefined index: tipo (includes_ws_v2/librerias/html/item.php[1273])
NOTICE Undefined index: tipo (includes_ws_v2/librerias/html/item.php[1273])
Material suplementario
es en

¿Es usted profesional sanitario apto para prescribir o dispensar medicamentos?

Are you a health professional able to prescribe or dispense drugs?

es en
Política de cookies Cookies policy
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí. To improve our services and products, we use "cookies" (own or third parties authorized) to show advertising related to client preferences through the analyses of navigation customer behavior. Continuing navigation will be considered as acceptance of this use. You can change the settings or obtain more information by clicking here.